Programa 4 días

Lagos y Volcanes

Región del sur de Chile conocida por sus bosques, las montañas de los Andes y los lagos. La capital regional, Puerto Montt, es un puerto ajetreado con una catedral neoclásica de madera. Entre los volcanes activos cercanos, se encuentran el Osorno, con su cono cubierto por un glaciar y el Calbuco. Al sur, la isla de Chiloé es conocida por sus iglesias de madera y los fiordos donde se ven ballenas.
Día 01 – Santiago a Puerto Montt

Recepción en el aeropuerto y traslado a la ciudad de Puerto Varas. Por la tarde, city tour en Montt, donde recorreremos el centro de la ciudad, el mercado pesquero y de artesanías de Angelmó. Posterior traslado a Puerto Varas para conocer la Iglesia Sagrado Corazón de Jesús, plaza de armas y la costanera que bordea el Lago Llanquihue. Alojamiento en Puerto Varas.

Día 02 – Navegación a Peulla

Desayuno en el hotel. Excursión hacia Ensenada, bordeando el Lago Llanquihue. Visita a los Saltos del Río Petrohue y navegación a través del Lago Todos los Santos con destino a Peulla, junto a la vista panorámica de los volcanes Osorno, Puntiagudo y Tronador. Almuerzo incluido. Regreso a Puerto Varas. Alojamiento.

Día 03 – Excursión a Chiloé

Desayuno en el hotel. Cruce en transbordador sobre el Canal de Chacao hasta llegar a la mítica Isla Grande de Chiloé, la cual se caracteriza por su actividad marítima, por sus iglesias declaradas Patrimonio de la Humanidad y sus festividades. Almuerzo incluido. Por la tarde,  retorno a Puerto Varas. Alojamiento.

Día 04 – Puerto Montt a Santiago

Desayuno en el hotel. Traslado al aeropuerto para tomar vuelo de regreso a Santiago. Fin de nuestros servicios.

Testimonios
Chispa
El viaje fue maravilloso, la gente encantadora y educada. Chile nos pareció un país seguro y el viaje estuvo bien organizado. Los inconvenientes que surgieron originados por las inclemencias del tiempo (perdida de vuelo, cambios de ruta) fueron solucionados con prontitud.

Chispa

Candelaria
Empezamos por la Patagonia. La noche que hicimos en el Parque Torres del Paine fue un acierto pues el primer día estaban las Torre cubiertas y al amanecer del segundo día aparecieron en todo su esplendor. Fantástica la bajada por el río Serrano. El Perito Moreno no decepcionó, el ruido del hielo al caer impresiona. La segunda zona fue la de los lagos: Chiloé, Puerto Mont y Puerto Natales (interesantes sus casas) y navegación por por el lago Todos los Santos hasta Peulla. Tercera zona Santiago y visita a Valparaíso. Finalmente Atacama, colofón del viaje, paisaje impresionante con salares, volcanes nevados, colores, fauna y San Pedro…La pena del viaje fue no visitar Isla de Pascua. Recomendable Chile.

Candelaria

Paula
Ha sido unas vacaciones increíbles por la naturaleza que vimos y la profesionalidad de los servicios contratados.

Paula